Noticia / Tercera Clase Abierta Constitucional UAH abordó los Derechos Constitucionales

“Derechos constitucionales: derechos sociales y nuevas garantías de los derechos constitucionales” fue el tema abordado en la tercera clase abierta constitucional organizada por el Núcleo Constitucional de la UAH y el Centro Interdisciplinar de Políticas Públicas (CiPP). El evento, que fue seguido por una gran cantidad de personas de manera presencial y a través del canal UAH TV Digital, fue moderado por la investigadora asociada del CiPP y directora del Departamento de Periodismo de la UAH, Ximena Orchard, y contó con las exposiciones del co- director del Núcleo Constitucional UAH, Gonzalo García, y la académica de la UAH, Claudia Sarmiento.

A modo de introducción, Gonzalo García explicó que el tema de los derechos fundamentales es lo que justifica en buena medida la razón por la cual existen las constituciones. La propuesta de carta magna nos inscribe dentro de las constituciones que tendrían más derechos fundamentales garantizados en el mundo al proponer 140 derechos fundamentales. Se trata de una constitución que acumula derechos: 40 derechos civiles, 20 sociales, 28 procesales, 16 laborales, 9 políticos, entre otros. ¿Cómo se llega a este volumen tan alto de derechos? “Claramente aquí nos encontramos con una integración de los derechos convencionales, de los tratados internacionales de derechos humanos, al orden interno. Eso lleva a este volumen tan alto de derechos, pero no sólo eso, adicionalmente esta propuesta constitucional lo que hace es constitucionalizar los tratados internacionales en materia de derechos humanos, con lo cual además de los 140 derechos, hay un conjunto de derechos que están garantizados por fuera”, destacó el académico.

El abogado también abordó el tema de la justicia indígena. “Me tocó redactar una sentencia en el pasado sobre un caso de violación en Rapa Nui sobre la base de una norma que tenía un privilegio para el mundo de este lugar y fue declarada inaplicable e inconstitucional, posteriormente la norma fue derogada. Lo que trato de explicar es que cuando hay un estándar que vulnera los derechos fundamentales el sistema opera para anularlo y esto es así con esta constitución y con la propuesta constitucional. Hay actores políticos que señalan que falta precisión para no creer que hay dos mundos con un tipo de justicia para cada uno. Me parece que  si es necesario hay que aclararlo ya que las costumbres indígenas no pueden avasallar derechos fundamentales de las personas, sin embargo   en el ámbito de la convivencia civil hay  costumbres que se deben reconocer” afirmó García.

En tanto, Claudia Sarmiento, sostuvo que la Convención Constitucional que estuvo a cargo de elaborar la propuesta constitucional tomó en cuenta las consignas y demandas del estallido social. “Los derechos sociales en la constitución del 80, sobre todo en el primer diseño la educación, salud, pensiones, estaban entregados en buena medida a la capacidad del mercado de proveer de estos bienes comunes. Lo que se nos propone en esta nueva constitución es que estos bienes comunes ya no van a estar entregados solamente a la agencia personal de cada uno de nosotros”, enfatizó la docente

Gonzalo García, por su parte, destacó que la propuesta constitucional reconoce a los trabajadores el derecho a participar en la vida de las empresas, ya que no es razonable que una persona trabaje en estas y solo conozca el ámbito que abarca la labor que realiza. “Hay formas de participación que no son solo las puramente conflictivas y creo que la aspiración en el marco de las nuevas reglas es que se propicien escenarios de crecimiento que deben incluir a las y los trabajadores para que tengan espacios de participación en este proceso”, sostuvo el Co- Director del Núcleo Constitucional UAH.

Claudia Sarmiento destacó el reconocimiento al derecho humano al agua, a la vivienda y a la alimentación señalando que son nuevos para nosotros, pero que se encuentran consagrados en muchas constituciones del mundo. “Estos derechos tan fundamentales, que buscan asegurar las condiciones adecuadas para la vida humana, tienen algo que para quienes trabajamos en la Universidad Alberto Hurtado nos convoca. En el fondo es perder el temor a esas  condiciones de vida que nos impiden ser plenamente humanos y libres. Creo que en ese sentido esta triada de derechos que se incorpora en esta nueva constitución es virtuosa porque nos invita a ser más solidarios entre nosotros”, precisó Claudia Sarmiento.

Si quieres conocer este tercera clase constitucional, puedes seguir este link: Clase Abierta / Constitucional: Derechos constitucionales

    Contacto